La ola ovni de 1967: un estudio de caso

Una carta abierta a "Comentarios sobre la ciencia" – ¿Verificadores de hechos poco éticos?
diciembre 1, 2019
21 mejores temas y complementos de WordPress de bolsa de trabajo 2019 – colorlib
diciembre 1, 2019

La ola ovni de 1967: un estudio de caso

1967 vería varios encuentros con ovnis de alto perfil en los Estados Unidos, Canadá y gran parte de Europa. Encuentros que tuvieron tal efecto, algunos todavía son recordados e incluso celebrados hoy. Sin embargo, a pesar de que el gobierno de EE. UU., En particular, había tenido una gran cantidad de recursos dirigidos al estudio de tales avistamientos en ese momento, aparentemente minimizó esta "ola" en lugar de realizar cualquier tipo de investigación sistemática.

Como estos avistamientos, como sabemos ahora, se estaban acumulando en privado y aislados unos de otros en 1967, hubo "debates abiertos" en el Congreso de los Estados Unidos, con serios argumentos de figuras altamente educadas y respetadas, en su mayor parte, en ambos lados A pesar de esto, no se realizaron conexiones ni estudios entrelazados.

Aunque las cifras exactas varían marginalmente, hubo más de 4,000 avistamientos de ovnis solo en los Estados Unidos en 1967, en comparación con un poco más de 1,000 informes en el segundo año más ocupado de 1966. De los muchos informes en 1967, más de cien hablarían de contacto o avistamiento de entidades "humanoides", presumiblemente extraterrestres.

A pesar de todo esto, parecería que esta "apertura" era una forma conveniente de desviar la atención del premio real y, en última instancia, de adoptar una postura oficial de rechazar la validez de tales afirmaciones y conducir a explicaciones a menudo ofrecidas, pero muy dudosas, como gas de pantano o globos meteorológicos.

Además, esta ola fue experimentada en todo el planeta, con avistamientos particularmente persistentes en Canadá, el Reino Unido y Europa continental. Más aún, algunos de estos encuentros con ovnis demostrarían ser algunos de los mejores documentados y conocidos de la historia. ¿Por qué fue 1967 tan importante para la pregunta ovni y alienígena? De hecho, muchos de los avistamientos, como examinaremos, parecerían ser ondas dentro de ondas de actividad ovni.

Un año de encuentros "clásicos" en "¡La última ola ovni clásica!"

No hay duda de que 1967 es uno de los más activos de la historia. Y eso es solo tomar en cuenta los registros oficiales de las cuentas reportadas o reconocidas. Las afirmaciones de Betty Andreasson sobre secuestro extraterrestre comenzó en enero de ese año, por ejemplo.

En abril de 1967 sobre Crestview en Florida, varios estudiantes de la escuela fueron testigos artesanías en forma de disco sobre su escuela a plena luz del día. Además, los avistamientos también fueron corroborados por varios de los miembros del personal. Años más tarde, muchos de los testigos se organizarían en un grupo en línea para discutir sus recuerdos de ese día e intentar llegar al fondo de lo que vieron.

Casi al mismo tiempo, Florida era otro estado de América que estaba experimentando su propia "mini ola" de actividad ovni. Así como relatos de testigos civiles, como el escalofriante encuentro de James Flynn en los Everglades Solo varias semanas antes del incidente de Crestview, hubo varios encuentros militares. Quizás lo más preocupante tenga lugar sobre la Base de la Fuerza Aérea de Key West, donde los operadores de radar rastrearían "ocho objetos no identificados" durante varias horas frente a la costa de Miami.

Quizás uno de los encuentros más controvertidos que tendrá lugar durante la ola de 1967 es el supuesto secuestros extraterrestres de Carroll Watts de Texas Los secuestros mismos tendrían lugar durante varios meses. Además, incluirían algunas advertencias severas y contundentes. Sin embargo, debemos señalar que muchos, incluso en los círculos ovni, son un poco distantes con respecto a las afirmaciones.

Otro aparentemente caso extravagante ocurrió en Francia – que experimentó su propia oleada de avistamientos – en la meseta de Cussac cuando dos niños presenciaron una esfera flotante, así como los ocupantes aparentes.

La ola ovni de Indiana de 1967

Uno de los primeros incidentes de la ola de ovnis de 1967 es un encuentro que hemos examinado antes, el incidente Beanpot de Indiana a mediados de enero. Sin embargo, ese incidente fue solo uno de una montaña absoluta de Actividad ovni en el estado de Hoosier a principios de año. Por cierto, el testigo en el caso Beanpot experimentaría una extraña visita de Men In Black varios años después del avistamiento, por coincidencia o no, justo en medio de otra ola de ovnis. Volveremos a este encuentro en un futuro artículo de estudio de caso.

Posiblemente los primeros avistamientos registrados en 1967 ocurrieron en el estado de Indiana en la ciudad de Richmond. Alrededor de las 2 a.m. de la 3rd En enero, un automovilista informaría sobre un "objeto en forma de hongo" que flotaría sobre su vehículo durante casi 15 minutos. Al hacerlo, el testigo perdería todo el control del vehículo y, al no poder conducir ni acelerar, se vio obligado a detener el automóvil.

Una semana después, alrededor de las 8:30 p.m., el 10th Enero en Bruceville, Pam Ridgley y su hijo, Joe, se encontrarían con una embarcación "opaca, gris y elíptica" mientras conducían desde su casa hasta la carretera principal. También se desplazaría sobre su vehículo antes de desaparecer en la distancia a gran velocidad.

Otro avistamiento muy similar ocurrió la semana siguiente, esta vez en Freetown en la tarde del 17.th Enero. Otro automovilista, Francis Bedel, sería testigo de una "brillante luz blanca brillante" que aparece repentinamente en medio de la carretera. Aún más extraño, después de flotar durante varios segundos, la luz comenzó a retroceder hacia Bedel. El joven automovilista finalmente perdería el control de su automóvil debido a su concentración en el extraño objeto. Afortunadamente, no resultó herido, aunque su auto resultó dañado.

El avistamiento de soldados estatales, chastain y blevins

Al mes siguiente, Indiana continuaría presenciando encuentros extraños tras encuentros extraños. Por ejemplo, alrededor de las 7:30 pm el 4th Febrero, Hollace Chastain acababa de terminar sus tareas de patrulla de la policía estatal y estaba revisando su buzón de correo camino a casa en Norman. Mientras lo hacía, sin embargo, notó una luz brillante de forma elíptica en el cielo aparentemente flotando sobre su cabeza.

Observó la luz durante varios momentos y, después de estar satisfecho de que realmente era algo inusual, transmitía un informe por radio a otro agente de patrulla, James Blevins. Mientras lo hacía, el objeto de repente comenzó a moverse, cambiando los colores de "blanco a naranja a azul verdoso" antes de finalmente regresar al blanco cuando se acomodó en una posición flotante. Aún más extraño, aunque los testigos creían que el objeto era sólido, también presenciaron que aparentemente cambiaba de forma. En total, permaneció visible durante aproximadamente media hora antes de desaparecer de su vista.

Desde su posición, a unas 10 millas de la ubicación de Chastain, Blevins describiría el objeto como "demasiado grande para ser una estrella", incluso si hubiera permanecido estacionario. Cuando se movió, pareció "parpadear y tambalearse". Esto podría sugerir que se está produciendo algún tipo de rotación.

Aunque el objeto desapareció de la vista de los dos policías estatales, comenzando en las primeras horas de la mañana siguiente, solo varias horas más tarde en tiempo real, varios otros avistamientos se desarrollarían dentro de unas horas el uno del otro.

Varios avistamientos en horas en todo Indiana

Cuando regresaban a casa de Huntingburg, donde habían actuado antes, varios miembros de una banda presenciarían un objeto extraño justo antes de las 2 de la mañana, a unas 10 millas de Oakland City. Describirían el objeto como "verde pálido con un tinte azulado". El brillo del objeto variaba mientras continuaban observándolo.

Sin embargo, lo más notable, y muy similar a las afirmaciones de los dos policías estatales solo unas horas antes, fue que parecía cambiar de forma. Al principio, parecía un boomerang antes de parecer transformarse en una forma de lágrima. Mientras los miembros de la banda observaban el incidente, quienes incidentalmente solicitarían el anonimato, otro vehículo pasó el suyo. Parecía que estas personas no identificadas también presenciaron el extraño encuentro.

Alrededor de 75 millas de distancia y 45 minutos más tarde a las 2:30 am en Crothersville, el oficial de policía estatal, Richard Barker presenció y siguió una "enorme bola de luces azul verdosas y blancas" que parecía tener una parte inferior plana y giratoria. Seguiría el extraño objeto por alrededor de 10 millas, cerrándose a "dentro de (aproximadamente) una milla de él" antes de que "despegara rápido". Él diría:

No se parecía a ningún avión que haya visto. ¡Sé que no era un avión!

Poco menos de cuatro horas después, alrededor de las 6 de la mañana, una mujer anónima informaría sobre un objeto muy similar sobre Bedford. Observó el objeto durante unos 30 minutos, recordando que tenía "forma ovalada, algo así como un cigarro". Además, la "parte superior era brillante" mientras que había una "luz brillante en la parte inferior". Tuvo la impresión de cómo parecía moverse la luz de que el objeto estaba "buscando un lugar para aterrizar".

El objeto se acercó a su casa y finalmente se cernió sobre él durante varios minutos antes de despegar.

La ola de ovnis discreta y extraña "en forma de cruz" sobre Inglaterra

Otra ola aparente de actividad dentro de la ola general de 1967 se desarrollaría en el Reino Unido, y específicamente en Inglaterra a fines de agosto. Estos avistamientos, que examinaremos más adelante, conducirían a otra de la ola de 1967 que hemos examinado anteriormente, los avistamientos de Flying Cross en octubre.

Además, estos extraños aviones en forma de cruz fueron vistos, y reportados, durante todo el mes de octubre y luego desaparecieron con la misma rapidez. En una ola que contenía muchos de los discos "habituales" o artesanías en forma de cigarro, esta repentina aparición de ovnis en forma de cruz, en un país muy específico, nada menos, sin duda disipa cualquier acusación de que estos avistamientos en particular fueron simplemente el resultado de la masa -histeria e identificación errónea. Uno podría imaginar que si ese fuera el caso, los informes reflejarían el detalle del aluvión de informes que condujeron a estos avistamientos.

Y debemos recordarnos que cuando antes, durante y después del episodio de Flying Cross, todo el Reino Unido, así como otras partes de Europa, estaban algo sitiados por los informes de aviones extraños aparentemente de otro mundo.

Tal vez sea fácil de apreciar, particularmente cuando consideramos que muchos de los avistamientos parecían estar en las inmediaciones de plantas nucleares y bases de almacenamiento de cómo la idea, aunque extravagante, de una invasión extraterrestre, podría arrastrarse incluso a la mayoría mente sensata.

La conexión nuclear

Hemos examinado, al igual que muchos investigadores de ovnis, la aparente conexión entre las instalaciones nucleares, en particular las que almacenan armamento nuclear, parecen ser de aparente interés para los ocupantes de estas naves de otro mundo. Este fue el caso en la década de 1960 y en particular durante 1966 y 1967.

Hemos examinado antes, por ejemplo, la abundancia de Actividad ovni sobre la base de la Fuerza Aérea Minot en el verano y el otoño de 1967. Y estos avistamientos son de particular interés cuando consideramos el incidente del año anterior, tan controvertido y debatido como es, cuando la tecnología OVNI aparentemente "apagó" las instalaciones nucleares de la base.

Según el informe del NICAP sobre la ola de 1967, y más específicamente la conexión con las armas nucleares y las instalaciones que las almacenan, Estados Unidos "alcanzó un pico de 31.700 ojivas nucleares almacenadas" a fines de 1966. ¿Es una coincidencia, entonces, que algunos investigadores ¿Apuntará realmente a los últimos meses de 1966 como los inicios reales de la Ola Ovni de 1967?

La acumulación

Aunque los avistamientos a lo largo de 1966 fueron relativamente constantes, pareció haber un aumento de tipo en la segunda mitad del año. Y en retrospectiva, los orígenes de la ola de 1967 se encuentran aquí en la actividad de 1966.

Además de los muchos avistamientos, oficiales y de otro tipo, alrededor de la Base de la Fuerza Aérea Minot y otros en los Estados Unidos ese año, también se produjeron varios avistamientos conocidos. Los avistamientos de "Swamp Gas" de Michigan, por ejemplo, o la persecución de ovnis del condado de Portage.

A raíz de tales incidentes, una popularidad ya cada vez mayor en materia de ovnis y extraterrestres se aceleró repentinamente. Y no solo del público en general. Varias personas influyentes en los "círculos oficiales" estaban comenzando a solicitar investigaciones oficiales sobre los extraños avistamientos que se informaban en los Estados Unidos.

También fue durante este tiempo que comenzó el Proyecto Colorado (en octubre de 1966) y fue, en ese momento, el mayor estudio coordinado de avistamientos y encuentros con ovnis. Funcionaría durante la totalidad de 1967 y terminaría en octubre del año siguiente. Entonces, ya sea por coincidencia o consecuencia, lo que muchos podrían ser la última ola de ovnis clásica, incluso denominada por algunos como "La ola de ovnis de la madre de todos", también fue una de las más documentadas.

El comienzo (oficial) de la ola de 1967

Además de los casos que ya hemos destacado anteriormente, la actividad ovni, que ya está aumentando en general, explotaría repentinamente en 1967. Y lo haría desde el comienzo del año calendario.

Por ejemplo, el 9 de enero en Malta, Montana, después de que los ladridos emocionados de su perro los alertaron de que algo fuera de lo normal, una familia entera sería testigo de un "gran objeto rectangular", que brillaba rojo en la parte inferior y ámbar en la parte superior , volando bajo al suelo cerca de su casa. A pesar de lo bajo que era, ningún sonido provenía de la brillante nave. Eventualmente aterrizaría en un campo cercano. Permaneció allí durante aproximadamente una hora, brillando rojo. Luego, sin previo aviso, se dispararía directamente al aire a una velocidad impresionante.

Poco menos de dos semanas después, en Methuen, Massachusetts, tres adolescentes conducían junto a un campo cuando una "cadena de nueve o diez luces rojas brillantes", ellas mismas parte de un objeto sólido, se movieron sobre el campo. Las chicas tiraron el auto a un lado de la carretera para mirar las luces. Sin embargo, cuando intentaron arrancar el vehículo nuevamente, se detuvo. Los faros y la radio también estaban muertos. El objeto saltaría repentinamente a la oscuridad del cielo y desaparecería. El auto arrancaría poco después.

Una ola de avistamientos en todo el mundo

Por supuesto, aparentemente se estaban produciendo avistamientos de extrañas naves en todo el planeta.

En el 11th En enero, por ejemplo, se informó que una “bola blanca” o una nave de forma ovalada flotaba relativamente cerca del suelo. Aunque los detalles en el informe son vagos, también parece que se produjo alguna forma de parálisis del testigo.

Varias noches después, alrededor de las 10 de la noche sobre el lago Ontario en Canadá el 20th En enero, un piloto y sus tres pasajeros serían testigos de un "objeto blanco brillante y redondo", aproximadamente del tamaño de "un gran edificio de apartamentos" en el cielo sobre ellos. Además, afirmarían que un "anillo de luces rojas" corría a su alrededor, parpadeando y parpadeando. El piloto volvería inmediatamente al campo de aviación y cancelaría el vuelo planeado.

Poco menos de una semana después, el 26th Enero en Heidelberg en Alemania se desarrollaría otro avistamiento. Alrededor de las 8:30 pm, el testigo no identificado de repente escucharía un "sonido pulsante". Cuando levantaron la vista para localizar la fuente del ruido extraño, pudieron ver un "objeto brillante, metálico, de forma elíptica" flotando en lo alto. El testigo observaría durante varios minutos hasta que llegara el sonido de los aviones militares que se acercaban. Entonces, el objeto despegó a gran velocidad.

En el 3rd En febrero, a las afueras de Lima, en Perú, se produjo otro avistamiento de un piloto de una aerolínea, esta vez de un avión de pasajeros DC-4 que viajaba de Chiclayo a Lima. El piloto sería testigo de un "objeto muy luminoso" en la distancia que al principio consideró una estrella. Sin embargo, la forma en que se movió y el hecho de que se estaba acercando a ellos significaron que rápidamente descartó tales pensamientos. Cuando el objeto los pasó, las "luces fluorescentes de la cabina y todas las recepciones de radio se apagaron", reemplazadas temporalmente por "ruido estático".

El incidente verdaderamente extraño de Long Island Landing

Dado que los avistamientos de ovnis y la actividad han sido constantes durante las primeras semanas de 1967, tal vez una de las cuentas más extrañas ocurrió en algún momento a principios de marzo en Long Island, Nueva York. Según el libro UFO Universe de R Perry Collins, una familia conducía por la región durante la tarde cuando notaron que un "gran objeto en forma de disco" aparecía repentinamente en el cielo. Además, estaba descendiendo y finalmente aterrizaría en un campo cerca de la carretera.

Al darse cuenta de que estaban presenciando algo realmente extraordinario, el conductor del automóvil se detuvo a un lado de la carretera. Discretamente, la familia, siete en total, miraba el disco brillante. Mientras lo hacían, estaban aún más perplejos cuando varios momentos después un "vehículo tipo sedán" que conducía a lo largo de la carretera se desvió repentinamente fuera de la carretera y hacia el campo donde había aterrizado la extraña nave. Continuamente se dirigió hacia el objeto brillante.

Mientras la familia observaba esta extraña escena, una puerta al costado de la nave aterrizó de repente. En la puerta había "dos hombres" que rápidamente salieron y caminaron hacia el auto que ahora esperaba. Todos entraron, y el vehículo tomó casi tan pronto como cerraron sus puertas.

Mientras tanto, la nave se elevó constantemente en el aire y luego desapareció con una velocidad vertiginosa en los cielos azules de arriba.

Si bien quizás deberíamos tratar esta cuenta con una cierta cantidad de sal, no obstante, es intrigante. No menos importante debido a la obvia insinuación de algún tipo de "participación o conspiración del gobierno".

El Incidente de White Sands Missile Range

Quizás uno de los incidentes ovni más creíbles y mejor documentados de principios de 1967 ocurrió en el White Sands Missile Range en el mañana de 2Dakota del Norte Marcha en Nuevo México. Justo antes de las 10:30 a.m., Robert English se comunicaría con el Mayor Stephens en la Base de la Fuerza Aérea Holloman desde la Cumbre de Apache. Él era, afirmó, presenciando "motas plateadas pasando por encima".

Después de una breve discusión y monitoreo de las continuas anomalías en lo alto, dos aviones de intercepción saldrían de la pista en Holloman en un intento de obtener confirmación visual. Sin embargo, ninguno de los dos tuvo éxito y pronto volvería a la base.

Sin embargo, los operadores de radar podrían localizar varias naves anómalas, hasta 20 en total, operadores en dos ubicaciones separadas que logran rastrear los objetos extraños. Al menos otro equipo de terreno logró obtener una imagen positiva de la extraña nave en lo alto. Un técnico llamado, Duane Bakke, afirmaría que un "objeto en forma de plato" pasó sobre él y se alejó, desapareciendo sobre Alamo Peak.

El incidente duraría hasta la tarde y sigue sin explicación. Además, las autoridades de la base ordenarían un "apagón de los medios de comunicación" sobre el avistamiento. Sin embargo, como hemos aprendido desde entonces, 29 personas diferentes presenciarían "uno o más objetos" sobre el alcance de los misiles esa mañana y temprano en la tarde. La mayoría describiría los objetos extraños como plateados y brillantes y / o en forma de platillo.

Varios casos de "reacción animal"

Más tarde esa misma noche, ya sea conectado o no, varios otros avistamientos de naves extrañas ocurrieron en los estados de Arkansas y Tennessee.

Alrededor de las 9:30 pm, en Patterson, Arkansas, un testigo anónimo denunciaría un "objeto inexplicable con luces rojas" sobre un vecindario residencial. Tan cerca estaba el objeto que varios perros en la calle ladraron agitadamente al objeto brillante.

Varias horas después, a las 11:30 pm en Memphis, Tennessee, un informe de la Fuerza Aérea muestra que un "objeto en forma de cigarro" con luces a lo largo del costado fue reportado en lo alto. Además, las luces pulsaban en un "patrón rítmico".

Al mismo tiempo, en Arkansas, esta vez en Piggott, a unas 130 millas de Memphis, un maestro de secundaria local informó de cuatro luces extrañas. Mientras el testigo observaba estas luces, varias más se unirían a ellas aparentemente de la nada. Continuarían maniobrando al azar en el cielo por encima durante varios momentos antes de desaparecer en la distancia.

La noche siguiente, justo antes de la medianoche del 3rd En marzo, una pareja casada, el Sr. y la Sra. Fellows, presenciarían una extraña luz brillante comenzar a descender del cielo nocturno en Red Hill, New Hampshire. Pronto se hizo evidente que este objeto "en forma de almeja" seguía a su vehículo cuando se movía justo por encima de las copas de los árboles que bordeaban la carretera. A medida que se movía, cambió de un color blanco a un verde claramente azulado.

El objeto continuaría siguiendo a la pareja durante unos 20 minutos antes de desaparecer. Curiosamente, y muy similar al avistamiento en Patterson, el perro mascota de la pareja se agitó cada vez más mientras el OVNI estaba sobre sus cabezas. Además, la pareja informaría cómo la atmósfera tenía "una calidad eléctrica". Varios días después, en Illinois, ocurriría un incidente casi idéntico.

Un verano de actividad

A fines de la primavera y principios del verano, los avistamientos de ovnis estaban en pleno apogeo. Y lo que es más, muchos de los avistamientos estaban lejos de avistamientos distantes de luces extrañas o intermitentes. El 1 de abril, en Fishing Creek Valley en Pennsylvania, por ejemplo, tres niños fueron testigos de una esfera con dos antenas y un halo que cambió de color. Caería al suelo flotando a un nivel de unos cuarenta pies, proyectando un haz brillante a su alrededor como si buscara en el área. Luego desapareció en un instante.

Un incidente de principios de abril de los archivos NICAP también es particularmente interesante. "Jimmy D" conducía a su casa con su esposa en Moulton, Iowa, temprano en la noche, cuando vieron a "tres hombres extraños" parados en medio de un campo recientemente arado. Mientras la pareja los miraba, los tres hombres desaparecieron justo en frente de sus ojos. Literalmente "se desvanecieron de la vista".

Sorprendido y asombrado por lo que acababan de ver, Jimmy daría la vuelta al automóvil y pasaría por delante de la vista nuevamente. Esta vez, siete hombres estaban parados en el campo. Y, a los pocos minutos de que la pareja los viera, ellos también simplemente desaparecieron como si fueran una luz que se estaba quedando sin energía rápidamente.

La pareja se detenía y, desde la distancia, vigilaba el área. Sin embargo, después de hacerlo o varias horas presenciaron un objeto extraño "como una nube de polvo" que aparentemente se formaba en el campo donde los hombres habían desaparecido. Ahora asustados y no dispuestos a arriesgarse a quedar atrapados en una fuerza mortal, Jimmy y su esposa abandonaron el área. Aparentemente, se quedarían en la siguiente ciudad durante varios días antes de finalmente sentirse lo suficientemente cómodos como para regresar a casa.

El incidente de la Base de la Fuerza Aérea Ramstein

Por extravagante que pueda parecer el relato anterior, un incidente de los archivos de Leonard Stringfield y Philip Corso es igualmente cierto. Las fechas exactas son inciertas, pero parece que el siguiente incidente tuvo lugar a fines de abril o principios de mayo entre Ramstein y Manheim en Alemania, cerca de la Base Ramstein de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos.

En la tarde en cuestión, los operadores de radar habían recogido un objeto anómalo en sus sistemas. Poco tiempo después, dos aviones militares salieron de la pista en misiones de intercepción. Sin embargo, no tendrían éxito en interceptar la nave, aunque confirmarían su presencia visualmente.

Cuando los aviones regresaron a la base, el informe afirma que un "misil tierra-aire de la Base de la Fuerza Aérea Ramstein" golpeó con éxito el objeto, que luego cayó al suelo en las afueras de la base. En cuestión de minutos, un "equipo de recuperación estadounidense" estaba en el lugar del accidente y aseguró la ubicación.

En la escena, descubrieron un "objeto plano en forma de disco", similar en apariencia a "dos placas unidas en el borde". El equipo de recuperación finalmente obtuvo acceso a la cabina del disco y descubrió a los miembros de la tripulación alienígena dentro. Sin embargo, ambos estaban muertos, aparentemente por la explosión del misil o el impacto con el suelo. Cada uno tenía alrededor de 7 pies de altura y tenían idénticos "trajes metálicos plateados ajustados".

Según el relato, los dos cuerpos y los restos de la nave fueron llevados por mar a los Estados Unidos. Una vez allí, la carga de otro mundo fue llevada a la Base de la Fuerza Aérea Nellis en Nevada.

Aún más intrigante, la cuenta afirma que un disco idéntico fue objeto de una recuperación estadounidense en Vietnam en 1958. Además, este disco recuperado también contenía dos miembros de la tripulación, idénticos a los que se encuentran dentro de los restos de Raimstein.

El avistamiento de Ricky Banyard

En lo que el periódico Edmonton Journal llamó el "informe más detallado de cualquier ovni en el área de Edmonton", el avistamiento de Ricky Banyard, de 14 años, a principios de mayo en Edmonton, Alberta, Canadá, es sin duda digno de nuestro interés aquí. .

Alrededor de las 2 am en las primeras horas de las 8th Mayo, Banyard regresaba a casa cuando notó por primera vez lo que llamaría "la nave espacial" flotando sobre sus cabezas. Permanecería viendo cómo se desarrollaba el encuentro durante las siguientes cuatro horas.

Mientras la nave flotaba sobre su cabeza, él vería "luces de vigas blancas moviéndose sobre el vecindario". Esto nos recuerda mucho a algún tipo de operación de búsqueda. Inicialmente, el objeto desapareció en la distancia. Sin embargo, poco tiempo después y con Banyard en la puerta de la casa familiar, regresó. Con los binoculares se instaló en un lugar debajo de los árboles fuera de su casa, convencido de que le proporcionaron una cobertura adecuada.

Recordaría cómo el barco, aproximadamente a 200 pies sobre el suelo, emitió un "silbido apagado mientras flotaba". El extraño rayo blanco continuó "buscando" el suelo debajo. Él recordaría:

"¡El rayo cayó directamente y luego se extendió en forma de forma rectangular a unas seis pulgadas del suelo!"

Fue en este momento cuando el joven adolescente salió de la cubierta del árbol para ver mejor la situación. Mientras lo hacía, la luz se apagó de repente, al igual que todas las luces del barco. Al mismo tiempo, sonó un "tipo de ruido de gritos". Entonces, la nave futurista despegó. Curiosamente, más tarde se descubrieron "marcas de quemaduras" negras en el cementerio sobre el cual la nave había estado flotando.

El avistamiento y las marcas permanecen sin explicación.

El incidente del lago Falcon

Sin lugar a dudas, uno de los encuentros OVNI más intrigantes y posiblemente más creíbles, no solo en 1967 sino quizás de todos los tiempos, ocurrió en las pintorescas regiones de Canadá.

A veces conocido como el Encuentro Michalak, los eventos del 20 de mayo de 1967 todavía se hablan e investigan hoy. En 2017, incluso hubo celebraciones públicas del 50 aniversario del incidente.

El día en cuestión, el mecánico de 51 años, Stefan Michalak, deambulaba por los bosques rocosos cerca del lago Falcon en busca de minerales raros, valiosos o simplemente interesantes. Estaba dentro de los límites del Parque Provincial Whiteshell en la región de Manitoba en Canadá, y a unas ochenta millas de su casa en Winnipeg. Mientras examinaba lo que creía que era cristal de cuarzo, de repente notó una cacofonía de ruido de la vida salvaje a su alrededor. Miró hacia arriba y, a través de los árboles, pudo ver claramente dos objetos rojos brillantes, de forma ovalada. Lo que es más, se dirigían hacia él con prontitud.

Uno de los objetos se detendría en un afloramiento de rocas a unos 160 pies de donde estaba parado. El otro se desplazaría sobre él a una distancia de aproximadamente 15 pies. Luego se disparó hacia el aire con gran velocidad.

El objeto en las rocas permaneció donde estaba, al igual que Michalak. Notó un "gran calor" llenando el aire a su alrededor. El objeto cambiaría de color varias veces. Pasando del rojo al gris y luego a un "acero inoxidable caliente, con un brillo dorado a su alrededor".

Después de unos treinta minutos, se abrió una puerta.

Un "laberinto de luces" dentro

Más tarde, describiendo la puerta como "cuadrada pero con bordes redondos", Michalak declararía que una "luz púrpura brillante" vendría desde el interior de la nave. También sintió "oleadas de aire caliente" sobre él, así como el olor característico del azufre. Este último punto es particularmente interesante ya que a menudo se encuentra en muchos de estos informes de contacto cercano.

¡También podía escuchar un zumbido como un "pequeño motor eléctrico que funciona muy rápido!" Se dirigió hacia la nave. Cuanto más se acercaba, más podía distinguir lo que finalmente se dio cuenta de que eran voces. Sonaban humanos, aunque muy agudos.

Llamó en varios idiomas diferentes, incluyendo inglés, ruso, francés, italiano y ucraniano en un esfuerzo por comunicarse. Todo quedó sin respuesta. Se acercó a la extraña nave, ahora tan cerca que podía tocarla. Colocándose las gafas protectoras que usaba para romper rocas, tomó la decisión de mirar dentro. Tomando un respiro, alcanzó su cabeza dentro de la puerta.

Un "laberinto de luces" lo saludaría, algunos parpadeando repetidamente. También hubo "vigas directas que se ejecutan en caminos horizontales y diagonales". Para él, no parecía haber un diseño o patrón en las luces, que parecía estar "funcionando de manera aleatoria". Dirigió su atención al suelo, sin notar costuras ni juntas, ni desde las paredes de arriba. Nuevamente, este es un detalle que surge en muchos de estos casos de ovnis.

Justo cuando estaba a punto de mirar más de cerca, el barco se "inclinó" un poco.

Quemaduras intensas y mala salud

La inclinación hizo que una de las máquinas de la nave hiciera contacto con su pecho. Al instante sintió un intenso dolor abrasador en su torso. Más preocupante aún era su guante, que se había derretido de su mano, y su camisa estaba en llamas. Se apartó de la nave, quitándose la camisa mientras lo hacía. Se dio cuenta de que la nave se había levantado ligeramente del suelo. Luego, cuando una ráfaga de aire caliente lo golpeó, el objeto desapareció hacia arriba.

Machalak se tomó un momento para ordenar sus pensamientos. Confundido y con un gran dolor, comenzó a dirigirse a su vehículo estacionado en la carretera. Conduciría al Hospital Misericordia, donde lo trataron por quemaduras graves en el pecho. También informaría el encuentro a la Real Policía Montada de Canadá (RCMP), aunque harían poco más que hacer un informe básico.

Sin embargo, cuando los medios locales y la radio se enteraron del incidente, varios investigadores de ovnis descendieron al área ansiosos por hablar con Michalak e investigar el incidente más a fondo. El propio Michalak todavía tenía una extraña "marca de quemado a cuadros" en su pecho, presumiblemente donde cayó contra la maquinaria en el interior. Michalak permaneció gravemente enfermo durante varias semanas después del incidente. Sufría de náuseas intensas y luchaba por mantener cualquier alimento en su sistema. También desarrollaría ampollas desagradables en su torso varias semanas después del incidente, así como una erupción extraña que corría en forma de V desde las orejas hasta el pecho.

Investigación del sitio de aterrizaje

Aunque su salud volvería a la normalidad después de un mes más o menos, sufriría "brotes" de mala salud durante algún tiempo. En septiembre de 1967, por ejemplo, volvería a ir al hospital debido a varias manchas extrañas y grandes que aparecen en su torso, así como a una intensa "sensación de ardor" alrededor de su cuello y pecho. Además, sufriría episodios aleatorios de mareos y sus articulaciones alrededor de sus manos se hincharían considerablemente.

Después de mostrar inicialmente poco interés en su cuenta, la presión de los investigadores de ovnis y el interés general en el caso por parte del público, la RCMP y la Fuerza Aérea Canadiense investigarían el asunto más en serio. During this investigation, Michalak, along with investigators and an electrical engineer, would locate the site of the incident. To the surprise of everyone, a clear “outline of the ship” remained on the ground for all to see.

They would also recover the remains of the burnt shirt that Michalak had ripped from his back after falling back from the craft. It was noticed that the trees and plants in the immediate vicinity of the landing spot of the craft were withered and dead.

Ultimately, the incident at Falcon Lake remains a mystery, but many in UFO fields regard Michalak as a very credible witness, and his story authentic and genuine. Michalak passed away in October 1999, 32 years after the incident, at the age of 83.

A Late-Summer And Fall To Remember

As the summer months unfolded and prepared to submit to the fall, at least in the northern hemisphere, the sightings of strange lights and aerial objects would continue. And they would do so around the globe to varying levels of believability.

In early July, according to an account from a Dutch UFO magazine, in Oosterchelde in The Netherlands, Stefan Danaerde and his son were in their sailboat when they realized that their radar equipment was malfunctioning. At around the same time, “a blue sun” descends to the surface of the water. As Denaerde looked on he spotted what looked like a body floating in the water. Immediately, he jumped in in an effort to recover and possibly save whoever it was.

As soon as he did so, however, the “blue sun” came immediately over them, allowing the witness to see that the light belonged to a “metallic saucer”. As it remained overhead, a doorway opened in the underside of the craft and a staircase dropped down into the water. Danaerde would enter the strange craft and find himself surrounded by humanoid figures. They were a little over 4 feet tall and each wore uniforms similar to astronauts.

When they spoke to Danaerde, they did so in a “mechanical voice”. However, they apparently thanked him for helping their injured crew members in the water. We should note, while this account is very intriguing, it is littered with “personal human agendas” such as political ideology that perhaps makes it very suspect.

Another Alleged Recovery In The Vizcaino Desert

Back in the North American continent in Baja California in Mexico on the evening of 2Dakota del Norte July is another alleged account of a crashed and recovered UFO. This time, in “a remote location” somewhere in the Vizcaino Desert. The report comes to the wider public through UFO researcher, Anton Anfalov and can also be found in the files of Bobbie And Slate and Peter Guttilla.

According to the report, the United States’ military recovery teams would arrive at the location, with some witnesses claiming that these vehicles had “special devices” for unknown uses on them. The craft itself was in two pieces, with witnesses claiming that the strange vehicle had landed briefly before an explosion caused the separation.

In the vicinity of the crippled object were the dead crew, which even more bizarrely, many claimed were almost identical to many of the Bigfoot creatures witnessed around the world but particularly in North America.

Much like before, the wreckage of the craft was recovered by the units at the scene and then taken to an unknown location.

While each of the previous accounts was outlandish in nature with little to back them up by way of proof or photographic evidence, several incidents in the opening days of July would prove to be much different.

The Beginnings Of Things To Come – Increasing Pictures Of Anomalous Objects!

On the evening of 3rd July at around 7:15 pm in Cumberland, Rhode Island, Joseph Ferriere was on his way to Woonsocket to investigate reports of a UFO sighting. As he did so, he would spot, and photograph a huge cigar-shaped object hovering overhead of his location. Not only was this huge object hovering, but Ferriere claimed to witness several smaller disc-shaped objects flying into and out of it. This is, of course, suggestive that the cigar-shaped craft was some kind of mothership. You can see one of those photographs below.

Several hours later over Pigeon Lake in Alberta, Canada, another witness, this time a night fisherman, manager to capture a photograph of a bizarre object they encountered. The witness, Douglas Dennis, was fishing at Pigeon Lake when he suddenly noticed a strange “soft orange-colored ball” appear overhead. Within a few moments, the object had descended to a relatively low altitude. Realizing he was witnessing something bizarre he reached for his color camera, aimed roughly, and pressed down on the shutter. You can view that picture below.

Earlier that day, also in Canada, this time in the Calgary region of Alberta, Warren Smith, along with two other people, would witness and photograph a shiny disc-shaped object above them. While it is a little difficult to see, you can check out that picture below.

From The Very Strange To The Very Credible

Several days later and across the Atlantic Ocean in Cradle Hill, Warminster, England, three witnesses would report a “tall man” near the woodlands in the late evening of 8th July. According to the researcher, Arthur Shuttlewood, Bob Strong, Sybil Champion, and a third anonymous gentleman, noticed the strange figure and turned their flashlights on to it.

The humanoid was dressed in a shiny one-piece suit with a black helmet on his head. His skin appeared particularly pale. As if the incident couldn’t get any strange for the three witnesses, however, the strange figure then completely vanished right in front of them. In a second, he was gone. It does, of course, sound extremely similar to the accounts of the vanishing men in the field in Iowa that we examined above.

The following evening, in Meridian, Mississippi at just before 6 pm, Philip Lanning was driving when his car suddenly came to a stop as his engine died. As he exited the vehicle, a huge oval-shaped object – “like a cymbal on a drum set” – moved overhead. As it did, it remained completely silent. Furthermore, Lanning couldn’t recall any portholes or other obvious openings or doorways on the craft.

Incidentally, Lanning’s sighting was one of the last to enter the files of Project Bluebook. And perhaps did so due to Lanning’s solid detail taking and insistence and level-headedness about what he saw.

Humanoid Encounters And Strange Lights

According to the files of NICAP’s Richard Hall, an incident just before dawn at around 5 am on the 15th July in Fairmont Park in Philadelphia, Pennsylvania would see a morning jogger have an encounter with two blond-haired, blue-eyed men who seemingly appeared out of nowhere. Each wore “mustard-colored overalls” and neither said a word to him. He realized, however, that they were leading him to an opening in the wooded part of the park.

Once there, he saw a saucer-shaped craft, approximately the size of “one-third of a football field”. It appeared white on top while the underside was a brown color. He was led onboard the craft which would ultimately take off. The witness, “Charles S” would claim to spend the next 24 hours “flying around” before his hosts returned him to the spot where they had met him in the park.

Just short of a week later, while traveling home near Key Largo, Florida in the early hours of the 21st July, two sisters noticed a bizarre yellow light emerge in front of them from the swamp area. It began to descend in front of the car. Before it was directly in their path, however, it veered to the right. It would eventually land on a roadside sand dune.

The girls continued driving, noticing the light becoming dimmer and dimmer. Then, it suddenly shot upwards and was behind their vehicle once more. It soon vanished into the distance, but the young girls would report the incident to the authorities. The following day, a search unit went to the location and discovered “a scorched area” on the ground.

The Mini 1967 UFO Wave Of England

Beginning in late-August 1967 and continuing into the following month, reports of UFO sightings around England would begin to reach newspapers and police stations in abundance.

The first sighting report would appear in the ‘The Evening Sentinel’ courtesy of the 18-year-old unnamed witness. According to the report, as the young man was walking over the canal bridge in Shelton on the evening of 28th August, he would witness “two bright orange lights hanging motionless in the sky!” Each of the lights was the same size and both were an oval shape. Even stranger, there was no noise whatsoever from these mysterious orbs.

The following day, in Newcastle, a 17-year-old girl and three friends would report their sighting of “two red lights traveling at great speed”. They were driving from Newcastle to Nantwich and were just outside their home city when they witnessed the objects. The lights were quite low down. So much so that the four young ladies at first thought they were the headlights of another vehicle. They then vanished from view in a flash.

Two days later, on 31st August, a story appeared regarding a cluster of sightings in various locations. A woman in Smallthorne claimed to see a “bright orange light” hovering over houses on a residential estate. She would add that the “light seemed to be revolving” and made “absolutely no noise!”

A young girl and her parents witnessed three objects hanging over Hanley High School for several moments the following day. They would remain silent before moving off into the distance. The following evening, an unnamed housewife would report seeing three saucer-shaped crafts landing on the school field.

RAF Ternhill offered a rather ambiguous explanation that they were “dropping flares” to assist pilots landing at night.

Although the exact date is unknown, an incident from the “fall of 1967” at Point Isabel in Ohio comes to us once more from the files of Leonard Stringfield. It is another sighting of an apparent “beast-like” creature. In fact, it has many similarities, to some Bigfoot encounters.

This is perhaps an interesting detail. We have examined before, for example, the apparent connection between UFO hot spots and waves, and Bigfoot encounters. And while these were more prevalent in the 1970s onwards, it is interesting that several accounts from the 1967 feature such incidents.

The main witness, 15-year-old, Perry Adams, was at home with his father and his brother-in-law when a sudden “metallic noise” captured their attention. It appeared to come from right outside their home. Grabbing a flashlight, the trio ventured outside to see what the sauce of the apparent calamity was. As they did, they witnessed something about 50 feet in front of them. Perry would recall:

…(it was) a monster, raising up…it was walking toward us!

The witnesses would claim it was 10 feet tall and at least four feet across at the shoulders. Furthermore, it appeared hairy with long arms, large teeth, and glowing eyes.

The three men immediately went inside. From the safety of the house, they peered outside. Upon seeing the creature, they took aim at it with their rifle. Then, something even more bizarre took place. After hitting it with one of the shots causing the creature to let out a piercing scream, it simply “dissipated” after having “changed into a white-colored mist”.

The Bentile Estate Incidents, Stoke On Trent, England

According to the research of Roger Stanway and Anthony Pace, an incident took place on the Bentile Estate in Stoke on Trent in England on the evening of 2Dakota del Norte September and into the early hours of the 3rd.

At around 9:15 pm, several local residents would witness and report to the local police “an orange disc with a bright red glowing dome” flying at low altitude overhead. None of those who witnessed the otherworldly craft heard a sound from it, but at least one witness claimed to feel a strange “wind” as it passed by.

For several moments it appeared as though the craft landed in a nearby field. However, by the time the police arrived the light had vanished. Several moments later, though, with the police present, the object rose into the air before vanishing “in a fraction of a second”.

Several hours later, however, another incident would unfold on the same estate.

At around 1:30 am, only several hours after the orange glowing object disappeared, Barbara Ward woke to hear her baby crying. She left her bed and walked to the cot where her child lay. As she did so, however, she glanced out of the window and saw a “bright yellow object with an orange light on top”.

Although she didn’t open the window, she would later claim to witness “shadowy figures” moving around in front of the craft. As if they were investigating the ground or possibly the craft itself.

She would continue to watch the craft for approximately 30 minutes. However, nothing more of interest took place and she eventually came away from the window and returned to bed.

The incidents remain unexplained, but it would appear this strange glowing craft was on some kind of reconnaissance mission or down for repairs.

More Seemingly Outlandish Claims Of Humanoid Occupants

A similar incident, from the files of Horacio Gonzalez Ganteaume, occurred in the early hours of 8th September in Caracas, Venezuela. The witness, Alicia Rivas Aguilar, was getting ready for bed at around 2:30 am. However, much to her surprise, as she did so, she witnessed a “strange being” outside her bedroom window. She let out a high scream which caused the creature to “fly off”.

Her screams alerted her parents and her brother-in-law that something had happened. Ultimately, they would all witness the strange creature “flying off over the neighborhood”. As it did so, it appeared to be “surrounded by a yellow glow”. He would later state:

…. he soared as if he were lighter than air, with his hands and feet pointed backward!

Perhaps even stranger was the claim that the bizarre creature wore some kind of “metallic suit” as well as having an aroma of “melted iron” accompany its presence.

Three days later, reports surfaced in San Joao Pernambuco in Brazil of a saucer-shaped craft landing in a field. Furthermore, some witnesses claimed to see two entities emerging from the disc.

Several mornings later, at around 9 am on the 14th September, also in Brazil, 16-year-old Fabio Josos Dinis witnessed a “brown mushroom-shaped object” apparently landed in the middle of a local football field, at least according to the files of Dr. Hulvio B Alexio.

The witness would approach the strange craft which seemingly caused a doorway to open in the side of the craft. At the same time, two 7 feet tall humanoids emerged. Their “greenish skin” and “large eyes” caused the teenager to turn and run. In his native Portuguese, one of the men called to him to stop, an order he ignored.

The Shag Harbor Encounter

Just under six months later, on 4th October 1967, came a sighting over Nova Scotia at Shag Harbor. Furthermore, the sighting was witnessed by several RCMP as well as numerous residents.

In the early evening, several reports would come into the RCMP switchboard from residents around Shag Harbor. All would state the same thing, that a plane had crashed into the waters. As concerned locals, fishermen, and the police themselves gathered around the harbor to investigate and assist any survivors, the night took a strange and fascinating turn.

Reports through the chatter of the gathered residents began to reach the RCMP at the scene. An object, around sixty feet in length was witnessed moving rapidly through the sky. It then descended with great speed into the waters, making a “bright splash” as it cut the surface. For a short while, a “single white light” emerged from below the water. In an effort to reach the craft, several of the fishermen prepared their boats and took the RCMP officers to the spot in the water where the craft was last seen.

As they made their way through the cold waters, a “thick, glittery, yellow foam” was present on the surface. Strange bubbles also exploded calmly around their boats. No survivors were discovered, however, and an underwater search of the waters over the following days would yield no sign of wreckage.

That something entered the waters that night is beyond doubt. Whether it was a purposeful entry or indeed a crash, and what it was, are all still unsolved.

Multiple Witnesses To “Something” Over Nova Scotia

A report from Captain Pierre Charbounneau as he piloted Air Canada Flight 305 to Toronto would seem to confirm something was in the skies over the area that evening. He would state to seeing a “brilliantly lit, rectangular object” at 7:15 pm which was moving along a parallel course to theirs. Several moments later he observed two silent explosions, separated by a minute or so, come from the craft. It then “faded to a blue cloud around the object!”

Captain Leo Howard, from his fishing vessel on the waters of Shag Harbor, would appear to offer corroboration to Charbounneau’s account. As he stood at the wheelhouse of the boat, he suddenly noticed four stationary blips on the radar. He turned his gaze from the screen to the window and in the sky were four “bright objects” in a rectangle shape. All of the crew, just short of twenty fishermen, were also witness to the sighting.

Multiple witnesses would also report sightings similar to that of Darrel Dorey. Along with his mother and sister, Dorey sat on the porch of their house in nearby Mahone Bay. Suddenly, a large rectangular object came into view, heading in the direction of Shag Harbor.

As the RCMP, and in turn the Rescue Coordination Centre (RCC) had exhausted all possible explanations for the incident, the file would land with Royal Canadian Air Force as a UFO incident. They would send a team of divers to investigate the waters. They would spend two full days doing so before, officially at least, declaring nothing was discovered.

Sightings Continue Until Year’s End!

While the Shag Harbour incident is arguably the last of the “well-known” accounts of the 1967 wave, sightings would continue at a similar rate throughout the end of the year. And what’s more, they would continue to be as varied in detail, with members of the public and military or aviation employees witnessing them alike.

On 6th October radar operators at Vandenburg Air Force Base, for example, would detect, on radar, a “large stationary object” over the Pacific Ocean off the Northern California coast. Even stranger, shortly after first detecting the object, numerous smaller objects emerged from the large craft, traveling in numerous directions. On 11th November, Cleveland Air Traffic Control Center would track an unknown object for nearly ninety minutes, traveling from Eire, Ohio, to Buffalo, New York. It would vanish ten miles before arriving over the city.

Furthermore, not only were the apparent encounters with the occupants of these strange crafts increasing, although they had been occurring steadily but sporadically since the early 1950s, many claims of actual alien abduction were beginning to creep into the UFO narrative. Some of which, would see the abductees not taken from their cars on a lonely road or somewhere else outside in the elements, but from the apparent safety of their beds.

One such incident took place late one November evening in Indiana County in Pennsylvania and is from the files of researcher Paul Johnson.

The Indiana County Abduction – Taken From The Safety Of One’s Bed!

In the early hours one November morning in 1967, the anonymous witness would claim to wake to see a “dark-complexioned man in dark clothing”, standing at a little over five feet tall next to her bed. The next thing she knew, the strange “man” picked her up from her bed and promptly led her outside and into the woods that were near her home in Indiana County, Pennsylvania.

Eventually, they came to an opening where a “metallic object” sat waiting on the ground. He led her inside the craft and into a “very dark room”. She could make out what appeared to be a “dimly illuminated desk”. She realized she was on her own in the room and walked over the dimly glowing desk.

On top of it sat something similar to a logbook. Cautiously, she reached down and picked the book up. At the same time, the humanoid reentered the room, apparently angry that she had the book in her hands. It reached for it, pushing her over it did so.

As it did so, however, she got her first close-up look at this strange creature. In place of its nose was merely “two holes” and it had only a slit for a mouth. Most bizarre, though, was the “large, dark slanted eyes”.

She further noticed that the figure was not alone, with four other almost identical creatures standing just behind the first one. They would lead the witness into another room where she was ordered to undress. The entities would then perform a number of tests and take a number of samples from her. She was eventually released unharmed if not mentally scarred from the ordeal.

Just What Was Going On Overhead In 1967?

The sightings we have touched on here are but a tiny fraction of the sightings that are on record. It is probably safe to say that for each of the thousands of sightings on record for 1967, at least an equal amount would go unreported through fear of ridicule, intimidation, or both.

And, at a time when the US authorities, in particular, had arguably more feet on the ground in terms of investigating such sightings, it is strange that a thorough analysis as to why UFO sightings suddenly quadrupled overnight didn’t happen. And then seemingly leveled back out to pre-1967 annual levels. Was this intentional? Did the US government, as is usually the accusation, know a lot more than they let on publicly? Were they themselves involved, whether directly through secret aviation tests or indirectly through prior knowledge?

Or might the increase in sightings have to do with a natural phenomenon that we are yet to understand? Some cosmic circumstance that allowed for increased travel from one end of the universe to the other? And if that was the case, why did those who might have taken advantage of such phenomena feel the need to maintain such visits to our planet? What was the ultimate purpose? Reconnaissance? Materials of importance to them? After all, Earth is rich in varied minerals, metals, and not to mention water. Or might these UFO waves have agendas that are not only unknown to us but also not at all beneficial? Only further study and research will provide a satisfactory answer.

And we may find that the year 1967 to be a key piece to the overall puzzle. Even if we don’t yet understand why.

The video below looks at some of the most intriguing UFO encounters of the era.

Renuncia

Las historias, los relatos y la discusión en este artículo no siempre se basan en hechos probados y pueden ir en contra de la ciencia actualmente aceptada y las creencias comunes. Los detalles incluidos en el artículo se basan en los informes y las cuentas disponibles para nosotros según lo proporcionado por testigos y documentación.

Al publicar estas cuentas, UFO Insight no se hace responsable de la integridad de las mismas. Debe leer este artículo con una mente abierta y llegar a una conclusión usted mismo.

Política de derechos de autor y republicación

El artículo completo y los contenidos que contiene son publicados por propiedad exclusiva y con derechos de autor de UFO Insight. El autor no posee los derechos de este contenido.

Puede volver a publicar citas cortas de este artículo con una referencia al artículo original de UFO Insight aquí como la "fuente". Tú podría no republicar el artículo en su totalidad.

Source link

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: